Entrada de las oficinas de Google en King Cross

Desmintiendo los mitos más comunes del SEO


Si te desenvuelves en el mundo del internet y te has topado con términos como el SEO, es muy probable que también te hayas encontrado con montones de información falsa al respecto. Muchas de las cosas que se dicen sobre este concepto tan importante en la actualidad están desfasadas. Por ello, hoy queremos desmentir los mitos más comunes del SEO para que ya no seas víctima de las mentiras que abundan en internet.

¿Que es SEO y por que hay mitos a su alrededor?

El SEO, o «Search Engine Optimization» (Optimización para Motores de Búsqueda), es un conjunto de prácticas destinadas a mejorar la visibilidad y posicionamiento de un sitio web en los resultados de búsqueda de motores como Google, Bing, Yahoo, entre otros. Su objetivo es aumentar el tráfico orgánico (no pagado) hacia un sitio web, mejorando así su alcance y potencialmente su rentabilidad.

El SEO es conocido por la desinformación, malentendidos y conceptos erróneos. Esto se debe en gran medida a que Google es algo así como una caja negra para intentar limitar la manipulación de los SERPs. Sin embargo, en tiempos recientes, Google ha dado pasos notables para volverse más transparente a través de una mayor actividad en la comunidad de SEO.

How to Spot SEO Myths: 26 Common SEO Myths, Debunked

Los mitos sobre el SEO proliferan debido a una combinación de factores, incluyendo la constante evolución y falta de transparencia en los algoritmos de los motores de búsqueda, lo que conduce a especulaciones y confusión sobre su funcionamiento. La diversidad de estrategias y técnicas disponibles, junto con la variabilidad en su eficacia dependiendo del sitio web, genera opiniones contradictorias sobre lo que realmente funciona.

Además, la rápida evolución del campo del SEO hace que las prácticas antes efectivas se vuelvan obsoletas, pero estas ideas desactualizadas a menudo persisten. El tiempo necesario para ver resultados en SEO también contribuye a la creación de mitos, especialmente cuando se buscan atajos para un éxito rápido que pueden resultar ineficaces o dañinos.

Desmintiendo los mitos más comunes del SEO

Un letrero Neon del logo de Google
Un letrero neon del logo de Google. Foto por mjmonty

Mito #1: La antigüedad del sitio es un factor de clasificación

Puede tener bastante sentido que la antigüedad del sitio pueda tener impacto en el posicionamiento de un sitio web, sin embargo, esto no es así. De hecho, Google ya ha desmentido esto con anterioridad. El hecho de que tu sitio web sea demasiado viejo en comparación con los más recientes, no tiene ningún tipo de influencia en su aparición en los resultados de búsqueda, de hecho, esto muy por el contrario pudiera suponer un aspecto más favorecedor considerando la experiencia que tendría el sitio en la red.

Mito #2: Los enlaces entrantes son lo único que importa

Si bien los enlaces entrantes (backlinks) son importantes para el SEO, la calidad de estos enlaces es crucial. Los enlaces de sitios web de alta autoridad y relevantes para tu nicho son más valiosos que muchos enlaces de sitios de baja calidad.

Mito#3: Google penaliza el contenido duplicado

¡No! Google no penaliza el contenido duplicado, y este es uno de los mitos más frecuentes del SEO. Lo que sucede en estos casos es que los motores de búsqueda se encargarán de determinar cuál es el sitio que publicó el contenido originalmente, y en función de esto le darán mayor relevancia. Pero tu sitio no será penalizado por ello, sin embargo, no lo hagas.

Los motores de búsqueda buscan intenciones maliciosas en el contenido duplicado. Si el contenido duplicado es accidental o justificable (como en sitios de e-commerce con productos similares), no es probable que resulte en una penalización severa.

Mito#4: La publicidad PPC mejora la posición en el buscador

Por mucho tiempo se ha creído que la publicidad PPC (Pago por Clic) tiene un efecto positivo en la calificación de un sitio web. Y si bien Google puede favorecer a estos sitios debido a la inversión en este tipo de publicidad, lo cierto es que ello no tiene ningún tipo de influencia en la forma en la que tu sitio es calificado. De hecho, el algoritmo encargado de clasificar los sitios web orgánicos es completamente independiente del empleado para analizar las publicidades PPC.

Mito #5: Basta con optimizar el sitio una vez y listo

El SEO es un proceso continuo. Los algoritmos de los motores de búsqueda cambian con frecuencia, y mantenerse actualizado con las mejores prácticas es esencial para mantener o mejorar la clasificación.

Mito#6: Las redes sociales son importantes para el SEO

Estadisticas de referidos de Redes Sociales, una grafica.

Aunque las señales sociales (como ‘me gusta’ y compartidos) no son factores directos de clasificación en los motores de búsqueda, la presencia activa en redes sociales puede influir en la visibilidad y distribución del contenido. Esto puede llevar a más enlaces entrantes y mayor reconocimiento de la marca, que son beneficiosos para el SEO.

Mito #7: Las imágenes y videos no afectan el SEO

Las imágenes y los videos pueden impactar significativamente el SEO. Las imágenes bien optimizadas (con etiquetas ALT descriptivas, nombres de archivos relevantes y compresión adecuada) y los videos pueden mejorar la experiencia del usuario, aumentar el tiempo de permanencia en el sitio y proporcionar contenido adicional para ser indexado por los motores de búsqueda.

Mito #8: El SEO no necesita ser móvil-amigable

Con el aumento del uso de dispositivos móviles, tener un sitio web optimizado para móviles es crucial. Los motores de búsqueda como Google utilizan la indexación móvil primero, lo que significa que la versión móvil de un sitio web se utiliza como principal para clasificar y indexar.

Mito #9: El contenido largo siempre es mejor

Aunque el contenido detallado y extenso a menudo se clasifica bien, la longitud por sí sola no es un indicador de calidad. El contenido debe ser lo suficientemente largo para proporcionar valor y cubrir un tema en profundidad, pero siempre centrado en la relevancia y la utilidad para el usuario.

¿Conocías alguno de estos mitos? ¿Crees que ha faltado alguno que vale la pena resaltar? Haznos saber.

Compartir es bueno

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *